CALDERAS DE GAS

Instalación de calderas de gas y calderas biocombustible

instalación de calderas de condensación

La principal ventaja que ofrecen las calderas de condensación frente a las calderas tradicionales de gas es un mayor rendimiento con un menor consumo de combustibles fósiles; lo que se traduce en menos emisiones de CO2 y un ahorro significativo en la factura de gas.
La caldera de condensación es un tipo de caldera de gas estanca que dispone de una tecnología que permite ahorrar hasta un 50% en el consumo de gas y reducir la contaminación por CO2. Este aumento de la eficiencia energética de estos aparatos se debe a la capacidad que tiene de aprovechar el calor a través de la condensación de los humos, en las calderas antiguas, ese calor se escapaba en forma de humo.

La caldera de condensación reconduce ese vapor para que ceda su calor a las tuberías para después liberarlo a temperatura ambiente. De esta forma se aprovecha tanto el calor de la llama como el del humo, consiguiendo una eficiencia de hasta el 109%.
Las calderas de condensación son aptas tanto para una instalación con radiadores como con suelo radiante, aunque con este último sistema de calefacción son más eficientes, al trabajar a baja temperatura el rendimiento asciende.

TIPOS DE CALDERAS

La caldera de condensación reconduce ese vapor para que ceda su calor a las tuberías para después liberarlo a temperatura ambiente. De esta forma se aprovecha tanto el calor de la llama como el del humo, consiguiendo una eficiencia de hasta el 109%.Las calderas de condensación son aptas tanto para una instalación con radiadores como con suelo radiante, aunque con este último sistema de calefacción son más eficientes, al trabajar a baja temperatura el rendimiento asciende.

Los quemadores permiten reducir su capacidad hasta en 4 veces. Suelen ser calderas más baratas.

Admiten una disminución de su capacidad hasta en 12 veces, aumentando mucho su eficiencia. Estas son llamadas también de sistema inverter.

El sistema de microacumulación.
Existen calderas que cuentan con un acumulador interno de agua que permite tener agua caliente disponible para que, cuando se acciona un grifo, no se desperdicie tanto agua esperando a que la caliente.
Este sistema es novedoso, por lo que influye en el precio de la caldera. Además, existen diferentes tecnologías, siendo una de las más avanzadas la que aprovecha de mejor forma la estratificación del agua.
La estratificación del agua se refiere a las diferentes capas de temperatura que se producen en los depósitos debido a que el peso específico y la densidad de cualquier fluido varía con su temperatura. En algunas ocasiones disponen de dos depósitos conectados dejando pasar los estratos más altos del primero (el agua caliente de la parte superior) al segundo, acumulándose ahí dispuesta a ser consumida

TIPOS DE CALDERAS

Los quemadores permiten reducir su capacidad hasta en 4 veces. Suelen ser calderas más baratas.

Admiten una disminución de su capacidad hasta en 12 veces, aumentando mucho su eficiencia. Estas son llamadas también de sistema inverter.

El sistema de microacumulación.
Existen calderas que cuentan con un acumulador interno de agua que permite tener agua caliente disponible para que, cuando se acciona un grifo, no se desperdicie tanto agua esperando a que la caliente.
Este sistema es novedoso, por lo que influye en el precio de la caldera. Además, existen diferentes tecnologías, siendo una de las más avanzadas la que aprovecha de mejor forma la estratificación del agua.
La estratificación del agua se refiere a las diferentes capas de temperatura que se producen en los depósitos debido a que el peso específico y la densidad de cualquier fluido varía con su temperatura. En algunas ocasiones disponen de dos depósitos conectados dejando pasar los estratos más altos del primero (el agua caliente de la parte superior) al segundo, acumulándose ahí dispuesta a ser consumida

Servicio de instalación de calderas de condensación